Publicidad

La Transformación Total de su Dinero: Los 3 Primeros Pasos

Después de haber visto algunas entradas sobre la filosofía general de Dave Ramsey acerca de la gestión de la economía familiar, ahora toca ponerse el mono de trabajo y comenzar a sanear las finanzas.

Podemos lograr cualquier cosa si lo hacemos pasito a pasito. Cuando se trata de sanear nuestro estado financiero, hay que encontrar lo próximo a realizar y hacerlo con vigor y determinación hasta completarlo. Sólo entonces pasaremos al siguiente escalón. Los tres primeros pasitos a considerar si estamos en una situación financieramente comprometida son:

1. Ahorrar rápidamente 1000€.

2. Eliminar deuda mala con el efecto bola de nieve.

3. Completar el colchón de seguridad.

Vamos a ver cada uno con más detalle:

1. Ahorra tus primeros 1000€.

El poder del enfoque es lo que hace que nuestros pequeños pasos den resultado. Si intentas hacerlo todo a la vez desde el principio, te parecerá que el proceso de ahorro, eliminación de deudas e inversión se hace tedioso y lento. Es decir, si cada vez que dispones de un porcentaje de tu sueldo lo empleas en meter 50€ en el plan de pensiones, 50€ a la cuenta de ahorro, 100€ extras al pago de un préstamo y 10€ a eliminar crédito de la tarjeta, diluyes los esfuerzos y el proceso parecerá eterno.

Resulta más interesante ir paso a paso y dedicar esos 210€ a un solo objetivo, prioritario en ese momento y circunstancias sobre los demás. Dedicarte a un solo paso supone la exclusión de otros, pero paciencia, la montaña acabará cediendo ante nuestras esforzadas zancadas. Y ese primer paso es un pequeño ahorro que te otorgue un respiro de tranquilidad.

Necesitas un fondo de emergencias. Sin más, lo necesitas y punto. Ese fondo te solventará cualquier desgracia que te suceda y que debas subsanarla con dinero. La avería del vehículo que te lleva a trabajar, la muerte de un familiar, un hijo se ha metido el líos, los electrodomésticos fallan, multas, denuncias, impuestos inesperados, qué se yo, cualquier gaita. Los anglosajones suelen decir “shits happen”. Y sí, las mierdas ocurren, y menuda la que suelen liar.

Evidentemente 1000€ no subsanan cualquier problema, pero cubrirán los pequeños gastos para que no se acumulen, y permitirá centrarte en el siguiente paso. No es para comprar cosas ni para irse de vacaciones, es sólo para emergencias. El ciclo de tirar de la tarjeta de crédito para resolver un problema se tiene que acabar, y ahora.

2. El plan bola de nieve.

Ya has conseguido ahorrar ese pequeño colchón que más adelante irá creciendo, pero ahora te tienes que ocupar de algo sumamente importante, algo que te está impidiendo progresar, tus deudas.

Dave Ramsey es un apasionado de la idea de convencer a la gente para que no tenga deudas que pagar, debido a que conoce a muchos que, una vez se libraron del lastre, enriquecieron con suma facilidad. Es sencillo acumular patrimonio si no tienes pagos obligados cada mes, el problema es que hoy en día es difícil encontrar familias de mediana edad y clase trabajadora con tamaño privilegio. Ojo a los pagos medios de un estadounidense tipo con $40000 de sueldo anual:

– $850 de hipoteca o alquiler.

– $350 del préstamo por compra de coche.

– $180 por el segundo coche del hogar.

– $165 de préstamos por estudios de los hijos.

– $185 por pagos mensuales de tarjetas de crédito.

Bienvenido al país de las oportunidades. Endéudate y tendrás cuanto sueñes. Esas mismas cantidades mensuales invertidas en fondos indexados le supondrían al trabajador del ejemplo varios millones de dólares de ahorro en 20 años. Pero vamos con lo que vamos, y si eres un caso parecido al del ejemplo, apliquemos el efecto bola de nieve. Primero vamos a ordenar las deudas de menor a mayor cantidad pendiente de pagar, exceptuando la hipoteca, que es el préstamo de menor interés y mayor desgravación fiscal. Al fin y al cabo habrá gente que viva donde quiera vivir para siempre.

1. 165€ para un préstamo de 3000€.

2. 185€ para un préstamo de 4000€.

3. 180€ para un préstamo de 8500€.

4. 350€ para un préstamo de 15000€.

Bien, una vez realizado el orden, debemos destinar nuestro ahorro mensual, por ejemplo 100€, a realizar pagos extras sobre la deuda más pequeña que nos quede por pagar. De esa forma, reduciremos casi por tres los meses necesarios para saldarla. En vez de pagar 165€ al mes, pagaremos 265€.

Pero lo mejor es que, cuando hayamos terminado con este primer lastre, dispondremos de 265€ para añadir al pago de nuestra segunda deuda. De modo que el pago de 185€ que realizábamos antes para saldar la deuda en tarjetas de crédito, se transforma en un aporte de 450€. De esta manera, las tarjetas serán historia en pocos meses.

Terminado el pago de las tarjetas, dispondremos de 450€ a añadir en el pago del préstamo del segundo vehículo, y cuando demos buena cuenta de él, gracias a los 630€ extras, pagaremos el crédito del primer coche casi cuatro veces más rápido que si siguiésemos en la anterior angustiosa situación.

¿Qué te parece? Después de este duro pero gratificante e instructivo esfuerzo, sólo debemos el crédito de nuestra casa, y disponemos de 980€ para comenzar el paso número 3 de nuestra carrera hacia la prosperidad financiera.

3. Completa el colchón de seguridad.

Un colchón de seguridad debe cubrir de tres a seis meses de gastos completos mensuales. ¿Cuánto crees que gastaría como mínimo tu familia al completo durante seis meses si ninguno de sus componentes tuviera ingresos? Pues ese es el cálculo que debes realizar. Dependiendo del nivel de seguridad de tu trabajo, de tu personalidad arriesgada o conservadora y de los pagos a realizar a la hipoteca o alquiler, tu fondo de emergencias oscilará entre esos tres o seis meses.

Que crees que los gastos serían de 2000€, pues deberás ahorrar en ese colchón entre 6000€ y 12000€. Ya debes ser tú quien valore la cantidad, pero lo importante es crear ese seguro anti-catástrofes.

Si te encuentras en una situación financiera incómoda, y dispones de los ingresos para realizar estos tres primeros pasos, manos a la obra con ellos, y en menos tiempo del que crees te habrás librado del lastre de la deuda mala y habrá ahorrado una cantidad que te permitirá dormir mejor que nunca. Además, estará preparado para los siguientes pasos, que ya te digo serán mucho más estimulantes si cabe.

¿Has llegado a encontrarte en una situación parecida? ¿Saliste de ella o aun estás intentando hacerlo? ¿Crees que después de vivir los momentos que estamos pasando las familias son conscientes de las situaciones en las que se meten? ¿Crees que está cambiando la mentalidad y que el futuro será distinto en ese sentido?

Publicidad

21 responses to “La Transformación Total de su Dinero: Los 3 Primeros Pasos

  1. Es un tema bastante manido y muy de sentido común en algunos casos, aunque no por ello menos importante.

    Especialmente en los momentos actuales, en los que mucha gente lo esta pasando mal y les aprietan las deudas. Y lo peor de todo es que aunque sea básico la gente no tiene ni idea de como actuar y no tiene a nadie que les aconseje. Así que muy oportuno tu artículo, te felicito.

    Yo lo único que puedo añadir, es que por experiencia propia, cuando ahorras para algo concreto, ajustas mejor los gastos par conseguir el objetivo. Luego tener una meta por al que acumular un capital, diría que ayuda bastante.

    Un saludo.

  2. La verda es que me apena ver como la gente ha llegado a situaciones tan dramáticas en su vida y, cuando conozco algunos casos, veo que han acometido gastos y situaciones que, era lógico, que acabaran mal.

    Ves como día tras día, la gente se cava su propia tumba por decisiones viscerales, impulsivas y, sobre todo, nada planificadas.

    La gente debería parender a sentarse coinco minutos antes de tomar decisiones de calado en su vida y “echar números”.

    Ahora es fácil hacer leña del árbol caído, pero es que en este páis no hay cultura económ,ica en los ciudadanos. No digo que aprendan nada de macroeconomía sino que piensen en los gatsos e ingresos quie tiene y cómo harán frenete a los imprevistos. Esto no es nuevo y ya nuestros abuelos lo hacía hace 50 años y así levantaron los patrimonios que hoy tienen; ya lo dicen los asmericanos “no pain, no gain”.

    En cualquier caso hay que ayudar a ala gente a hacer frente a sus problemas financieros, a marcarse objetivos y metas y a establecer un plan de pagos conforme a sus medioss, a reducir gastos y aumentar ingresos. Cierto es también que en muchos casos hoy día esto es ya harto difícil. No me veo con autoridad para decirle a un padre de familia con 50 años y en paro, con todos los miembros sin ingresos, que “estructure sus gastos”…

    Este país necesita inculcar en sus coiudadanos una cultura económica mínima. Que les ayude a afrontar su balance y que le permita establecer sus inversiones; así nos evitaríamos también los temas de preferentes, subordinadas, estafas piramidales (Afinsa..)…

    Es soirprendente la alegría con la gente invierte a locas el esfuerzo de tantos años de duro trabajo. En fin…

    1. @Perdigón, como bien dices, este país necesita formar ciudadanos con cultura económica, y precisamente hacia lo contrario es a lo que nos dirigimos si nuestros gobernantes reman hacia un futuro en el que la educación superior es un derecho sólo practicable para los que más tienen. Y eso sin contar que la educación superior está enfocada a crear trabajadores, y no ciudadanos.

      @Sergio, a veces es mucho mejor un libro como este que alguno que intente enseñarte a ganar dinero. Que digo yo a veces, raro es que no lo sea…

      @Ferran, sí que los hay, pero no son baratos. También tienes ETFs en las principales gestoras.

      @Pistachu, eso es muy importante. Personalmente lo que hago en mi presupuesto es dividir entre 12 los gastos anuales y sumarlo a los gastos mensuales, y el total va cada mes a la cuenta de gastos.

      @Juan, en el caso de la vivienda habitual habría que matizar. Tengo pensado publicar una entrada sobre la opinión de Harry Browne acerca de la compra de inmuebles como inversión.

      @igor76, efectivamente, la atadura a un lugar es uno de los contras más incómodos de la compra de vivienda. Yo mismo lo estoy sintiendo, no porque necesite desplazarme ahora, sino porque pienso en la posibilidad futura e hipotética de tener que irme y seguir apoquinando la casa al banco.

  3. Muy bueno el post Antonio. De hecho me llegó el libro hace poco y llevo unas cuantas páginas leidas.

    Quizás la mayoría de los que nos caemos por aquí tenemos claros estos conceptos (pocas deudas salvo la hipoteca, colchón de seguridad, etc.), pero ciertamente es algo que todo el mundo debería leer, entender y poner en práctica. Yo tengo claro que se vive más tranquilo sin deudas y con un buen colchón financiero.

    Saludos!!!

  4. Hola a todos,

    Estoy pensando en añadir un pequeño porcentaje de REIT a mi cartera por su descorrelación. ¿Existen fondos así en España con bajos costes?

    Gracias.
    Ferran

  5. Por encima de todo está la falta de previsión, la incapacidad de manejar el dinero pensando en el medio y largo plazo, no se nos ha educado para ello.

    Sin previsión no te planteas riesgos, sin previsión no ves la necesidad de ahorrar un colchón de seguridad, cuando no prevés, tiendes a endeudarte porque no valoras bien lo que supondrá arrastrar ese pago y cómo puede cambiar tu situación.

    Ejemplo fácil de falta de previsión recurrente: cada noviembre pagas el seguro del coche ……. 300€

    A pesar de que sabes que cada año va a llegar noviembre, y vas a tener que pagarlo otra vez, no eres capaz de ahorrar ni 30€ al mes para tener la cantidad lista en noviembre.

    Llega noviembre y salta el drama y las alarmas ……. “ufff, ¡este mes fatal, he tenido que pagar el seguro del coche, 300 pavos y estoy sin blanca!”

  6. Todos estamos de acuerdo en que es mejor evitar endeudarse para pagar el coche, vacaciones, televisión, etc…

    Pero ¿también hay que evitar firmar la hipoteca del piso donde estás viviendo? ¿Realmente tiene más sentido económico vivir de alquiler antes que comprar con hipoteca una casa para vivir ?

  7. Yo afortunadamente he tenido que aprender todo esto a la fuerza, ya que soy autónomo y cada año no tengo ni idea cuánto voy a ingresar, ni cuándo… igual estoy 3 meses sin ingresar nada y luego viene todo de golpe. Afortunadamente hasta ahora las cosas me han ido bien y no he tenido que pasar apuros nunca, pero conozco mucha gente que no podría organizarse de esta manera.

  8. @Juan,
    Yo hace unos años opinaba sin dudar que es mejor comprar que alquilar, por muchas razones que ya hemos comentado en otros hilos. En estos momentos no estoy nada seguro. Una vivienda es como un ancla que te ata a tu lugar de residencia. Tal y como están las cosas hoy en día no sabemos dónde vamos a acabar trabajando, por lo que tener una vivienda que te ata puede ser un problema. Un saludo

  9. Comprar vivienda puede ser considerado una inversión si vas a vivir en esa casa durante un largo tiempo (¿50 años?). Si tienes riesgo de moverte, su falta de liquidez te perjudica.

    Además, implica leverage (Si no pagas a tocateja), lo que aumenta el riesgo. Hasta ahora las deudas no tenían dación en pago.

Comments are closed.