Publicidad

La Transformación Total de su Dinero: La Negación

Una gran parte de las posibilidades de solucionar un problema es darse cuenta de que existe. Enfocar el asunto desde una perspectiva realista es lo primero que se requiere para poder buscar una solución satisfactoria. Si sufres de sobrepeso y cuando te miras al espejo dices “tampoco estoy tan gordo, quizás algo fofo”, es bastante probable que las acciones que tomes para solucionarlo sean nulas o insuficientes.

La negación es el primer gran obstáculo. Es un reto complicado de afrontar porque, si eres financieramente mediocre, por suerte o por desgracia serás un ciudadano promedio, por lo que el impacto de tu mediocridad no resulta alarmante.

NO ESPERES A QUE LA NEGACIÓN TE DEJE FUERA DE COMBATE

El 70% de la población empleada de los países occidentales viven de sueldo en sueldo, a una sola nómina de la bancarrota. Como la mayoría de los conciudadanos están en la misma situación, aquellos que se miran al espejo para preguntarse por su estado financiero no ven a alguien con problemas, lo NIEGAN con suma facilidad. Se sienten cómodos dentro de la mayoría.

Pero eso no es todo, si eres una de esas personas incluidas en el 70%, la mayoría de la gente que te rodea verá en ti a alguien promedio, por lo que participarán también en la negación fantasiosa, y te harán creer aun más que todo va aparentemente bien. Si eres capaz de mirarte al espejo con honradez y te preguntas seriamente por tu forma física financiera, la imagen no te engañará, y podrás tomar conciencia de tus necesidades reales. Si te muestras indiferente todo parecerá marchar bien.

LA RANA HERVIDA

Si dejas caer una rana en agua hirviendo, ella sentirá el dolor e inmediatamente saltará. Sin embargo, si la pones en el agua a temperatura ambiente y vas aumentando la temperatura del agua hasta hacerla hervir, la rana morirá antes de sentir peligrar su vida. La rana es atraída por la muerte porque se mostraba indiferente ante una situación plácida pero peligrosa.

Al igual que la rana, la negación nos hace perder nuestra salud, nuestro estado físico, nuestra riqueza financiera, gradualmente, poco a poco, plácidamente…

EL DOLOR DEL CAMBIO

El cambio es casi siempre incómodo, incluso pudiendo llegar a ser doloroso. Pocas personas tienen el valor de ir a buscarlo y enfrentarse a él con fuerza. La mayoría de las personas no cambian hasta que la situación es tan crítica que se vuelve casi irreversible, haciendo buena la historia de la rana.

Si estás leyendo este blog es porque algo en ti es distinto al ciudadano promedio. Tienes cierta preocupación por el ahorro, la inversión, el futuro de tu familia,… has ido a buscar el cambio. Has roto con la tentación de permanecer en la misma situación. Y has hecho bien. ¿Acaso es sensato esperar un ataque al corazón para reducir tus perjudiciales hábitos de alimentación? Pues lo mismo pasa con las finanzas, y me alegro que estés leyendo estas líneas.

Haz que cada acción de ahorro e inversión sensata sea un acontecimiento puntual emocionante. Si consigues hacer de esos momentos parte de un plan para dirigirte al éxito financiero de tu familia, estarás tonificando los músculos de la libertad económica. No será un proceso rápido, como muchos otros querrán que sea y probablemente fracasen, pero después de algún tiempo, te sentirás realmente triunfador.

Recuerda, pocas personas tienen el valor de afrontar el cambio, y me alegro que tú ya lo estés haciendo.

Entradas de la serie LA TRANSFORMACIÓN TOTAL DE SU DINERO:

– Reseña

– El Desafío

La Negación

Publicidad

3 responses to “La Transformación Total de su Dinero: La Negación

  1. Muy bueno!

    Tu lo has dicho, si uno tiene un problema, sea el que sea, el primer paso es reconocerlo. Por suerte todos los que andamos por aquí ya hemos dado (o estamos dando) los primeros pasos en la dirección correcta.

    Un saludo a todos!

  2. Todo un mensaje de ánimo, sí señor. Se agradece por que no son raras las ocasiones en que uno se siente más solo que el que se perdió en la isla. Y es entonces cuando las dudas atacan con más fuerza o, mejor dicho, cuando permitimos que las dudas nos asalten.

    Un saludo.

  3. Hola Antonio, yo soy un recien llegado. Apenas hace un par de semanas que he conocido tu blog y la verdad es que ya estoy enganchadísimo.
    Ramsey tiene toda la razón. Lo primero es siempre reconocer el problema.

    En mi caso, mi principal problema es mi nula cultura financiera y por eso he encontrado en este blog un pequeño oasis. Muchas veces me pierdo entre tecnicismos y jerga financiera, pero he aprendido más en dos semanas que en 10 años.

    Hasta ahora mis únicas inversiones financieras (si es que se pueden llamar así) eran los depósitos y cuentas remuneradas. Por suerte la cultura del ahorro si la tengo medianamente desarrollada, ahora espero el momento de dar paso a la “inversión”.

    Muchas gracias por todo lo que compartes con nosotros y felicidades por la web tan estupenda que tienes.

    Un abrazo.

Comments are closed.